Revitalización facial. Tratamientos antiedad.

¿Qué es y para qué se utiliza?
Entendemos revitalización facial, a todos aquellos tratamientos para corregir los efectos del envejecimiento facial.

Beneficios de estos tratamientos:

– Disminuye manchas y signos del envejecimiento facial.
– Reduce y previene arrugas y líneas de expresión.
– Promueve la formación de colágeno y elastina.
– Retrae de forma natural, la zonas que presentan flacidez.
– Consigue una hidratación profunda de la piel.
– Detiene el proceso oxidativo de la dermis y la epidermis.
– Revitaliza el tejido.

¿Para quién?
Están especialmente indicados para hombres y mujeres con piel envejecida, por efecto del paso del tiempo, o bien sometidos a exposición solar prolongada, frio, o cambios de temperatura.

También está especialmente indicada para revitalizar, mejorar el brillo y la luminosidad de la piel en fumadores.

Y en jóvenes adolescentes, para el tratamiento de pieles con tendencia acneica.

Resultados: multiplica por 16 el poder regenerativo
Con un tratamiento conseguimos concentraciones que oscilan entre los 23,7 nanogramos/ml, y los 60.8 nanogramos/ml.

Con ciertos protocolos de revitalización facial, podemos conseguir concentraciones de 400 nanogramos/ml. Esto quiere decir, hasta 16 veces más factores de crecimiento por volumen, frente a una biorevitalización convencional. (Y en menor espacio de tiempo). Los resultados son visibles a los 2-3 días de realizar el tratamiento, y evidentes al cabo de un mes).

Además, en la misma sesión el tratamiento se combina con ácido hialurónico para mejorar los resultados en arrugas y líneas de expresión.

– Hasta 16 veces más potente.
– No precisa extracción de sangre del Paciente.
– Menor tiempo de tratamiento (aprox. 30 minutos).
– Combinable con DMAE + silicio

Fundamento Biológico
Trabajamos con principios activos y péptidos biomiméticos (moléculas presentes en nuestro organismo encargadas de transmitir la información celular necesaria para el proceso de regeneración y autoreparación dérmica).

Las cadenas peptídicas están presentes en las proteínas, y son las encargadas de mantener y renovar el tejido epitelial. Con el paso del tiempo y las agresiones externas, estás moléculas pierden poder regenerativo, dando lugar a signos característicos de las pieles envejecidas: manchas faciales, arrugas y flacidez.

Los protocolos de revitalizacion facial de Montemauro, se complementan además aminoácidos, coenzimas y ácidos nucléicos que junto a la acción biomimética actúan de forma natural sobre l piel envejecida, ayudando a autoregenerarse sin producir ningún efecto tóxico.

Protocolo
Se recomiendan 3 sesiones separadas entre 15 días y un mes.
En pacientes con signos acusados de envejecimiento, puede ser necesaria una cuarta sesión:

El tratamiento puede aplicarse en todas aquellas zonas que son propensas a presentar signos de envejecimiento. Especialmente cara, cuello, escote, manos y pies.

Sin efectos secundarios
No tiene efectos secundarios de consideración. Como en cualquier otro tratamiento facial, puede aparecer pequeños hematomas que desaparecen con facilidad. Aunque esto no es habitual (Indique a su médico si está bajo tratamiento médico con sustancias anticoagulantes). Si se realiza a nivel muy superficial, pueden aparecer pequeños avones. No tome el sol hasta pasados al menos 48 horas después del tratamiento.

¿Tienes dudas? Pregúntanos sin compromiso